AP
El líder espiritual tibetano asegura que su salud es excelente, luego de someterse a varios estudios en EU

El Dalai Lama afirmó a sus seguidores que su salud es excelente después de que regresara el sábado a la sede del gobierno tibetano en el exilio en el norte de India.

Cientos de tibetanos con varas de incienso y pañuelos, se alinearon en las calles de la ciudad Dharamsala para celebrar el retorno del líder espiritual tibetano.

Banderas de oración eran agitadas y vistosas pancartas con símbolos tibetanos adornaban algunas calles de lado a lado en la localidad, ubicada al pie del Himalaya.

El Dalai Lama, de 80 años, informó que se sometió a un extenso examen médico en la prestigiosa Clínica Mayo en Minnesota, Estados Unidos, y aseguró que estaba en "condición excelente".

Sin embargo me hicieron una recomendación. Debo tener precauciones", dijo a la prensa sin abundar en detalles.

Las afirmaciones del líder tibetano llegan días después de que los médicos de la clínica Mayo le aconsejaran reposo. Después canceló sus compromisos de octubre en Estados Unidos.

El líder tibetano budista suscita preocupación a sus seguidores en el mundo, en especial a los cientos de miles de tibetanos que viven en India.

El Dalai Lama huyó al otro lado del Himalaya, a la India, después de una fallida revuelta que tuvo lugar en 1959 en el Tíbet.

Se estableció en Dharamsala e instaló un gobierno tibetano en el exilio en esta región. Pekín lo acusa de pretender separar al Tíbet de China.

Sin embargo, los tibetanos y el Dalai Lama afirman que sólo desean un mayor grado de autonomía bajo el dominio chino.