Las autoridades incautaron 15,876 kilos de cocaína en un buque en Filadelfia, este es el decomiso más grande en la historia de la aduana estadounidense, con un valor de calle estimado de 1,100 millones de dólares.

Las autoridades incautaron 15,876 kilos de cocaína (35,000 libras) en un buque en Filadelfia, el decomiso más grande en la historia de la aduana estadounidense, con un valor de calle estimado de 1.100 millones de dólares, se informó hoy.

La agencia de Aduanas y Protección Fronteriza dijo que hay seis arrestados hasta el momento.

Los agentes siguen inspeccionando los contenedores a bordo del MSC Gayane, de bandera liberiana.

Las autoridades abordaron la nave el domingo por la noche e iniciaron una investigación exhaustiva el lunes pasado.

En medio de fuertes medidas de seguridad, los agentes federales llenaron el vestíbulo de la aduana de Filadelfia con miles de kilos de cocaína antes de una conferencia de prensa sobre el avance de la investigación.

Una fracción de la cocaína incautada de un barco en un puerto de Filadelfia se muestra antes de una conferencia de prensa en la US Custom House en Filadelfia. Foto: AP

El hallazgo de semejante cargamento esta semana surge como un nuevo indicio de que los traficantes están apelando a los puertos estadounidenses sobre el Atlántico para traer drogas a Estados Unidos al aumentar los controles de la frontera con México, como ya había hecho notar la Administración, conocida por sus siglas en inglés, DEA, en su última evaluación de los peligros para la seguridad nacional. Fue la tercera vez que se detecta un cargamento grande en Filadelfia o Nueva York desde febrero.

Cuando nos enfocamos en un sitio, aparecen en otro. Lo vemos todo el tiempo”, expresó Nicholas Magliocca, investigador de la Universidad de Alabama que estudia la forma en que los traficantes se adaptan a las cambiantes estrategias de las autoridades. “Mientras haya demanda y se pueda ganar dinero, los traficantes van a encontrar la forma” de hacer llegar las drogas.

El consumo de cocaína y las muertes por sobredosis están aumentando en Estados Unidos luego de años de declinación en vista de que la producción alcanzó niveles récord en Colombia, la fuente del 90% de la cocaína que circula en Estados Unidos.

Los agentes realizaron el miércoles otra inspección de miles de contenedores en el MSC Gayane, un barco de carga de la firma suiza MSC Mediterranean Shipping Co., pero no encontraron más cocaína en la embarcación donde el lunes pasado hallaron los 15,876 kilos, de acuerdo con Stephen Sapp, vocero de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza en Filadelfia.

Dos tripulantes fueron acusados de posesión de cocaína, pero no trascendieron otros detalles porque la información está sellada.

William McSwain (c), el fiscal de EU para el distrito este de Pensilvania, habla con miembros de los medios de comunicación en una conferencia de prensa en la Aduana de EU. Foto: AP

Las autoridades confiscaron en marzo 538 kilos (1,185 libras) de cocaína valuada en unos 38 millones de dólares. El mes previo habían confiscado 1,451 kilos (3,200 libras) en el Puerto de Nueva York, con un valor al menudeo de unos 77 millones.

Un affidavit que obtuvo la Associated Press indicó que el MSC Gayane se encontraba en aguas del Pacífico en Sudamérica cuando se le acercaron decenas de lanchas con cocaína. Los tripulantes del carguero ayudaron a cargar la droga, según las autoridades.

El barco ancló en Colombia, Perú, Panamá y las Bahamas antes de llegar a Filadelfia el lunes temprano. Agentes federales allanaron la nave ese mismo día. El segundo de a bordo fue arrestado porque los agentes examinaron sus manos y encontraron rastros de cocaína, de acuerdo con el affidavit.

Los 500 kilos que detectamos en marzo fueron una buena captura, muy buena”, dijo Trainor, el agente de la DEA. “Pero, ¿fue esa una gran pérdida para los carteles? Probablemente no. Ahora, ¿15,876 kilos? Eso sí que les duele. Estoy seguro de que alguien se está sintiendo muy mal en algún lugar de Sudamérica”.