Archivo
En el sitio fueron detenidos 16 presuntos traficantes de droga, en su mayoría originarios de Sinaloa y uno de Tijuana.

MÉXICO, D.F.-Policías federales, en coordinación con el Centro de Investigación y Seguridad Nacional (CISEN), descubrieron en Baja California un túnel de una longitud aproximada de 800 metros que conectaba con territorio estadounidense y a través del cual se presume se trasladaban grandes cantidades de droga desde Tijuana hasta San Diego, California.

En una tarjeta informativa, la Comisión Nacional de Seguridad (CNS) informó que en dicha operación fueron aseguradas 10 toneladas de mariguana y fueron detenidos 16 presuntos traficantes de droga.

Detalló que tras varias semanas de investigación, los integrantes de las fuerzas federales ubicaron una bodega en la calle Fray Junípero Serra de la colonia Garita de Otay, Tijuana, donde se registró un intenso movimiento de camiones y camionetas de carga que entraban y salían, aparentemente para dejar la droga para su traslado a Estados Unidos.

Así, con una orden judicial, los policías federales intervinieron en el predio el miércoles, sin realizar un solo disparo, y sorprendieron a los presuntos distribuidores de droga.

En el sitio fueron detenidos 16 presuntos traficantes de droga, en su mayoría originarios de Sinaloa y uno de Tijuana.

“Al ser presentados ante el Ministerio Público de la federación manifestaron dedicarse al embalaje y envío de droga, además reconocieron tener vínculos con un grupo criminal con operación en el estado de Jalisco”, informó la CNS.

Detalló que al fondo del predio se identificó un acceso a un pasadizo subterráneo que lleva hacia territorio estadounidense, con una profundidad aproximada de 10 metros.

“Cálculos preliminares estiman una longitud de 800 metros, 600 en subsuelo mexicano y 200 en territorio norteamericano, por donde se presume se trasladaba la droga”.

De acuerdo con la dependencia, el túnel estaba habilitado con vigas metálicas para evitar su derrumbe; tenía sistema de iluminación y ventilación a base de baterías de automóvil y un mecanismo de rieles para mover una plataforma con la carga.

En el operativo también se aseguraron alrededor de 873 paquetes con distintas cantidades presumiblemente de mariguana envuelta en plástico y cinta adhesiva, lo que arrojó un peso cercano a las 10 toneladas de droga, empaquetada y aparentemente lista para ser enviada a través del túnel a Estados Unidos.

También se decomisaron varios vehículos de carga y particulares, los cuales fueron puestos a disposición de la autoridad ministerial federal, junto con la droga y los detenidos.

El predio con el túnel quedó bajo resguardo de la autoridad federal en tanto se concluyen las diligencias periciales.