José Narro Robles, essecretario de Salud del Gobierno Federal / Foto: Especial
"No hay dinero que pueda alcanzar, no hay países que tengan esto", indicó

CIUDAD DE MÉXICO.- Es "absolutamente imposible" otorgar servicios médicos y medicamentos gratuitos a toda la población, consideró José Narro Robles, exsecretario de Salud. Hacerlo tendría un costo de 350 mil millones de pesos anuales, y ni siquiera con esa cantidad se podría garantizar el aseguramiento con todos los servicios de primero, segundo y tercer nivel para toda la población.

"Gratuidad completa el 1 de diciembre para todos los niveles, para todos y todas, para todos los padecimientos y necesidades es absolutamente imposible. No hay dinero que pueda alcanzar, no hay países que tengan esto", indicó al participar en la reunión plenaria del Partido de la Revolución Democrática que se celebró en el Palacio Legislativo de San Lázaro.

"Se requerirán, para llegar a algo de esa naturaleza con las condiciones que tenemos en este momento, con la falta de cobertura y con los problemas de salud que afectan al país, cerca de 1.5 del PIB. Estamos hablando de cerca de 350 mil millones de pesos, y eso de todas maneras no nos podría garantizar que tendríamos la gratuidad en todo y para todos, y en los tres niveles de atención. Algunas cosas no dependen sólo de los recursos".

Te puede interesar

El exfuncionario criticó que a través del Insabi se está fomentando la informalidad laboral aún más que con el Seguro Popular puesto que los patrones y las empresas podrían buscarse ahorrarse el pago de cuotas al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), y argumentar a los trabajadores que no les darán seguridad social, porque ahora existe este esquema.

Además, dijo, la improvisación, el desconocimiento, la inexperiencia, las ocurrencias y la soberbia que se ha mostrado entre algunos funcionarios "han generado un grave problema. El problema está en el abasto y en generar simultáneamente un nuevo organismo. Si se pretende avanzar como se dice, se va a fomentar una informalidad superior, que representa 56% del trabajo en nuestro país".

Consideró que a pesar de que sí existió corrupción en el sistema, "hay gente que todavía está en la cárcel por haber mal utilizado los recursos del Seguro Popular" y que su administración como secretario de Salud interpuso 70 denuncias por este tipo de casos ante la entonces Procuraduría General de la República, "por no haberse presentado las comprobaciones en prácticamente la mitad de las entidades federativas y por un monto superior a los mil 150 millones de pesos". 

El también exrector de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) se pronunció ante las declaraciones que hizo el presidente Andrés Manuel López Obrador en contra del director del Hospital Infantil Federico Gómez, Jaime Nieto Zermeño, a quien acusó de obstaculizar el abasto de medicamentos para niños con cáncer y en contra de quien ordenó iniciar una investigación por parte de la Secretaría de la Función Pública (SFP). 

"Yo conozco al doctor Jaime Nieto. Es un espléndido pediatra, se formó en la UNAM, somos compañeros de generación. Es un tipo extraordinario, formado en el Hospital Infantil, trabajador reconocido por sus colegas. 

"Me parece muy lamentable que sin prueba alguna, sin investigación en curso se le señale como una persona que ha hecho un uso inadecuado de los recursos, y que ha manejado, manipulado y movido a los padres de los niños con cáncer. No se vale, punto. No se vale en ningún caso que se hagan señalamientos que no van acompañados de la denuncia correspondiente. No se vale no reconocer dónde está el origen de los problemas.", expresó.