Especial
El cierre de las oficinas de la FGR en Acuña es debido al recorte presupuestal que se tienen en el gobierno federal

Desde ese jueves, la Fiscalía General de la República (FGR), inicio el proceso de mudanza de las instalaciones en Ciudad Acuña hacia la subsede en Piedras Negras, tal como se dio a conocer por la dependencia ante el reajuste de presupuesto federal.

El cierre de las oficinas de la FGR en Acuña es debido al recorte presupuestal que se tienen en el gobierno federal sobre las delegaciones de esta dependencia en los municipios, lo que hizo imposible sostener la delegación en Acuña.

De ahora en adelante, será en Piedras Negras, donde se ventilen todos los casos relacionados con la Fiscalía General de la República que se lleguen a registrar en la frontera de Acuña, por lo que todos los litigantes entran que trasladarse 80 kilómetros hasta la subsede.

Recientemente El Colegio de Abogados de Acuña solicitaron el apoyo del diputado Federal, Evaristo Lenin Pérez, del delegado en Coahuila, Reyes Flores Hurtado, del Gobernador y del mismo alcalde, para que permanecieran atendiendo en esa ciudad fronteriza.

La Fiscalia General de la Republica tuvo sus oficinas en la calle La Misión de la colonia Valle Verde