La Fiscalía General de la República y la Secretasría de Seguridad Ciudadana informarón que siguen la línea de 'El Duke' por el secuestro y asesinato de Norberto Ronquillo

Luis Eusebio Duque Reyes 'El Duke', ex presidiario y ex mando policiaco de la Secretaría de Seguridad Pública de la Ciudad de México, es señalado como autor intelectual del secuestro y asesinato de Norberto Ronquillo, estudiante de la Universidad del Pedregal.

Duque Reyes está relacionado con líderes del Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) y con Jorge Flores Concha 'El Tortas' o 'El Comandante T', líder fundador del grupo criminal Fuerza Anti Unión de la Ciudad de México.

La Fiscalía General de la República y de la Secretaría de Seguridad Ciudadana local señaló que su indicativo era Jefe Álamo y se encargaba de un grupo de policías de élite, dedicados al combate de delitos de alto impacto. Este enfrentó un proceso penal por el delito de secuestro.

De acuerdo a los encargados de las indagaciones, 'El Duke' tiene bajo su mando a un grupo de jóvenes que, además de dedicarse al trasiego de drogas, secuestran a integrantes de familias adineradas en la capital del país, zona suroriente del Estado de México y Morelos.

Para los encargados de las investigaciones de la Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México y de la Fiscalía General de la República, detrás del secuestro y asesinato del estudiante de la Universidad del Pedregal puede estar Luis Eusebio Duque Reyes.

Según los antecedentes de las autoridades de procuración de Justicia, este hombre se ha convertido en uno de los más peligrosos que opera en la zona centro del país, principalmente en la Ciudad de México, Sur oriente del Estado de México y en Morelos.

Como parte del modus operandi de esta organización, a familiares de sus víctimas les exige cinco millones de pesos para empezar a negociar y al cobrar los rescates, la mayoría de las ocasiones liberan a sus víctimas y solo aquellas que oponen resistencia les cortan la existencia.

De acuerdo a las investigaciones de las PGJ local y de la FGR, en el caso del joven estudiante Norberto Ronquillo, al momento de privarlo de su libertad a bordo de su vehículo, éste opuso resistencia, por lo que uno le aplicó la llave china, otro lo golpeó con el puño cerrado en el rostro y por ello le fracturaron la nariz y al subirlo al vehículo, lo amarraron y, como éste se resistía, uno de sus raptores lo habría colocado boca abajo y se habría sentado arriba de él a la altura de su cabeza y fue entonces cuando se pudo haber asfixiado.

 

 

Contexto

La organización delictiva del Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) ya opera en la Ciudad de México desde hace varios años, reveló una investigación periodística citada por el columnista de El Universal, Héctor de Mauleón.

De acuerdo con el libro Narco CDMX, el monstruo que nadie quiere ver, escrito por los periodistas David Fuentes, Sandra Romandía y Antonio Nieto, Eusebio Duque Reyes, conocido como El Duke, dirigía el Grupo Álamo, un cuerpo de élite de la Secretaría de Seguridad Pública de la capital relacionado con secuestros y extorsiones.

El Duke fue dado de baja de la corporación y preso en el Reclusorio Oriente de la ciudad desde el 8 de julio de 2000, penal que quedó bajo su control. 

La historia del CJNG en la ciudad comenzó en el año 2016, cuando José Pineada Arzate, alias El Avispón, fue capturado y remitido al Reclusorio Oriente.

El hombre no sólo era buscado por las autoridades mexicanas, sino por la justicia estadounidense por delitos como tráfico de drogas, asociación delictuosa y lavado de dinero, pero su crimen principal era ser el contador de las organizaciones criminales más poderosas del continente.

En octubre de 2015 apareció un cadáver colgado en el puente de La Concordia, en Iztapalapa, la primera vez que ocurría un suceso así en la Ciudad de México, y el responsable detrás de tal escena fue El Duke, a pesar de que fue trasladado desde 2013 a un penal en Chihuahua para reducir su influencia, destaca el columnista.

 

 

 

Duque reyes contaba con una pena de 22 años, pero fue liberado en 2017. Investigaciones de inteligencia de la Secretaría de Seguridad Públicaaseguraron que regresó a la capital del país y que ahora buscaba abrir el mercado de drogas al CJNG en la Ciudad de México y, para ello, debía derrotar a la Unión Tepito.

Por ello, aseguran los periodistas del libro citado, ocurrió una limpia de narcomenudistas en las distintas alcaldías de la ciudad, comoCuauhtémoc, Coyoacán, Tlalpan, Xochimilco, Iztapalapa e incluso el municipio de Ecatepec en el Estado de México con el fin de debilitar a la Unión Tepito.

De esta forma, el CJNG busca controlar las bandas locales de narcomenudistas, así como las extorsiones y la relación con la policía local, señalan los periodistas Fuentes, Romandía y Nieto.