Foto: Especial
De acuerdo con las listas de acuerdos del Consejo de la Judicatura Federal, la suspensión provisional le fue otorgada al supuesto líder de la mafia rumana desde el pasado 7 de febrero

CIUDAD DE MÉXICO.- Un juez federal suspendió de manera provisional cualquier posible orden de deportación o captura del empresario de origen rumano Florian Tudor, señalado por las autoridades de su país como líder de un grupo criminal que se dedica a la clonación de tarjetas.

El juez Octavo de Distrito en el estado de Quintana Roo, con residencia en Cancún, Julio César Ortiz Mendoza, concedió la medida cautelar en lo que se resuelve si otorga o niega la suspensión definitiva solicitada por Tudor, investigado en México por la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) por presuntas operaciones con recursos de procedencia ilícita.

De acuerdo con las listas de acuerdos del Consejo de la Judicatura Federal, la suspensión provisional le fue otorgada al supuesto líder de la mafia rumana desde el pasado 7 de febrero. 

La audiencia para que el juez de la causa analice las constancias del caso y resuelva si suspende de manera definitiva un eventual mandamiento judicial que prive de su libertad a Tudor, será hasta el próximo jueves 22.

El juicio de amparo fue presentado el martes 6 contra cualquier orden de deportación o de aprehensión que se haya girado contra Florian Tudor, luego de que las autoridades de Rumania dieran a conocer que el supuesto empresario cuenta con órdenes de captura en su país por los delitos de intento de asesinato, delincuencia organizada y chantaje.

En México, la Fiscalía General de Justicia de Quintana Roo también mantiene varios procesos abiertos contra Tudor, quien ha negado ser el líder de la mafia rumana o banda de la Riviera Maya, además de acusar una supuesta extorsión por parte de funcionarios estatales.