Foto: Especial
La segunda temporada de una de las series con mayor éxito en Netflix llega este viernes de la mano de su director Manolo Caro, quien sabiamente ha maquilado una campaña mediática tan monumental como polémica

¡No te lo pierdas!

‘La Casa de las Flores 2’

¿Cuándo?: Hoy viernes

¿Dónde?: Netflix

Instagram: @lacasadelasflorestv

 “Me saludas al Cacas” se convirtió en una de las frases más icónicas de “La Casa de las Flores”, la creación de Manolo Caro para Netflix. Una serie que se estrenó en agosto del año pasado y de la que todo el mundo habló en aquel entonces. El proyecto que contó con la sorpresiva participación de Verónica Castro, quien confesó que le había costado mucho trabajo interpretar a una mujer que fuma marihuana y quien más tardé abandonó la producción para no tener que salir en la segunda temporada. Pero lo que le impactó a Vero Castro (y a muchos televidentes) no fue solamente la mota, sino las temáticas que aborda la serie: Infidelidad, drogas, sexo, bisexualidad y transexualidad. Una serie con temas 'tabú' que se agradece se toquen en la pantalla chica, y se agradece al doble cuando es Manolo Caro quien decide poner las cartas sobre la mesa.

Sobre si esperaba o no el éxito de la serie, el director mexicano dijo a VANGUARDIA en diciembre del 2018 que: “Uno obviamente hace los proyectos esperando que le vaya bien ¿no?, pero nunca que lleguen a tener tanto éxito internacional, como en el caso de ‘La Casa de las Flores’”. Lo que Caro quería era: “hablar de la doble moral, y de cómo a veces, en este caso esta familia parecía que no veían el engaño del papá, cuando es imposible no verlo, y cómo a veces combiene pensar y hacerte creer a ti mismo, para encontrar una ‘felicidad’ más segura, en que eso no está sucediendo”, dijo en entrevista con el medio peruano De Película.

En ese sentido, Manolo Caro regresa a la plataforma de streaming con el estreno hoy de “La Casa de las Flores 2”, y lo hace de la mano de su musa Cecilia Suárez y el resto del elenco: Aislinn Derbéz, Juan Pablo Medina, Darío Yazbek Bernal, Paco Bernal, Artuto Ríos y Verónica Langer, entre otros. Para esta nueva temporada se unen al cast Mariana Treviño, Anabel Ferrerira, Natasha Dupeyrón, Flavio Medina y Loreto Peralta.

Hay flores para rato. Al confirmarse la segunda temporada, también se anunció que habría una tercera. Pero lo que ha sorprendido más es la campaña mediática que Caro y su equipo han manejado y que claramente es una oda a la doble moral y de paso reta a la homofobia.

¿Qué es natural?

Paulina y su ex, ¿o será que ya son pareja otra vez?, la mujer trans María José, posan para la compaña de “La Casa de las Flores”, y en su póster se afirma: “Esto no es natural”, o sea que una mujer no puede ser pareja de un trans porque como lo dicta la sociedad no es natural. Abajito del póster se lee: “Obvio (que no es natural) no estamos maquilladas”. Vaya jugada.

Esto no es un hombre

Julián y Diego, una de las parejas que han conquistado a los usuarios de Netflix, aparecen en póster muy abrazados y los acompaña la frase: “Este no es un hombre”, lo que hace alusión a que los homosexuales no puden ser llamados hombres. Pero en la parte inferior de dicho cartel dice: “Son dos”.

Dos sexos y ya...

Hombre y mujer y ya ¿verdad? Es lo que se nos ha enseñado. Dos sexos. Así, una de las muchachas y artistas del bar La Casa de las Flores, que se deschongan cada noche e interpretan temas de La Guzmán, esas que hicieron que Paulina de la Mora cantara ‘muévelo, muévelo’ apaerce en otro afiche y dice: “Solo existen dos sexos”, pero no, no se está hablando del sexo masculino y del femenino, sino del sexo mañanero y del en la tarde.

La familia original

En uno de los posters, aparece la familia de La Mora, los hijos. Paulina, Elena y Julián. También aparecen Diego Olvera el asesor financiero de la familia y pareja (a escondidas) de Julián, así como María José Riquelme, una mujer trans ex pareja de Paulina. Se lee la frase: “A favor de la familia original. Muy en contra de las imitaciones”. Una clara burla para aquellos que están a favor de la familia “original”, o sea papá, mamá e hijo, y que van en contra de los matrimonios igualitarios, o incluso son aquellos que no consideran familia a una mamá con sus hijos, o a un papá con sus pequeños.

Director. El creador dijo a VANGUARDIA que lo quería era hablar de la doble moral, y de cómo a veces, en este caso esta familia parecía que no veían el engaño del papá.

¡Pecado! ¡Escándala!
¿Que no se vean los tacones es pecado? O ¿es pecado que haya vestidas? Para las artistas del bar de La Casa de las Flores no hay mayor pecado que producirse, ponerse la media y el tacón, y que en la foto no aparezcan los tacones.