Andrés Manuel López Obrador, presidente de México, en recorrido por el centro Médico Naval en la CDMX | Foto: Cuartoscuro
El presidente López Obrador aseguró que México tuvo buena fortuna de tener tiempo de prepararse para enfrentar la pandemia

El presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que México tuvo buena fortuna y mucha suerte de tener tiempo de prepararse para enfrentar la pandemia del COVID-19.

Durante su visita al Hospital Centro Médico Naval para supervisar la Infraestructura Hospitalaria Marina-Insabi, López Obrador destacó que el retraso en la expansión del coronavirus permitió a su gobierno ir avanzando en mejorar las instalaciones de salud que no funcionaban adecuadamente, como herencia del pasado.

El titular del Ejecutivo Federal aseguró que “no hemos perdido el tiempo ni lo hemos desperdiciado".

"Desde luego podemos decir que nos preparamos con anticipación y es cierto, fuimos de los primeros en el mundo en darle la atención que merecía esta epidemia, se puede probar que en México se empezó a informar a toda la población antes que en otros países”, manifestó.

Acompañado de la jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, el Presidente de la República afirmó que también ayuda a combatir la pandemia que su gobierno surgió de un movimiento democrático y no de un fraude electoral.

"Imagínense si estuviese gobernando una persona impuesta, llama al pueblo a la solidaridad y no le harían caso, habría, como se decía antes, mal humor social, ahora no porque es un gobierno legal y legítimamente constituido, no hay divorcio entre pueblo y gobierno, y es un gobierno del pueblo, para el pueblo y con el pueblo, esto también es importante en estos momentos”, indicó.

En su oportunidad, el titular de la Secretaría de Marina (Semar), José Rafael Ojeda Durán, informó que la Armada de México cuenta con capacidad instalada para atender a cuatro mil personas contagiadas de COVID-19, ya que tan sólo en el Centro Médico Naval hay una área exclusiva donde se pueden atender 40 pacientes en estado crítico.

Y de esa misma manera en diferentes puertos del país, nos sumamos con ocho hospitales para recibir pacientes en estado crítico con un aproximado de entre cuatro y seis por hospital, y 10 centros de aislamiento voluntario para atender un total aproximado de cuatro mil personas con síntomas leves, y que de manera voluntaria acudan a dichos centros”, señaló.

El almirante agregó que para fortalecer el Plan Marina se han contratado hasta el día de hoy 100 médicos y 189 enfermeras y enfermeros, mientras que en su fábrica de vestuario y equipo se producen 15 mil cubrebocas diarios, así como mil batas quirúrgicas y trajes de protección.