Archivo
La Fiscalía ya investiga por qué y cómo esa botella se encontraba en la casa

CDMX.- Alejandro Pizano Ponce de León, hijo de un testigo clave del caso Odebrecht, murió el 8 de noviembre a causa de envenenamiento con cianuro, según informó la Fiscalía de Colombia en un comunicado publicado en sus redes sociales.

“Las pruebas recaudadas en la residencia de sus padres indican que la víctima habría encontrado el cianuro en una botella de agua saborizada que se hallaba en el escritorio de su padre, de la cual ingirió un sorbo”, indicaron las autoridades tras días de investigación.

MUERE TRAS BEBER CIAUNURO
Según la fiscalía, después de beber el agua con cianuro, Alejandro Pizano reportó a sus familiares molestias estomacales y falleció camino al hospital.

La Fiscalía ya investiga por qué y cómo esa botella se encontraba en la casa.

Alejando Pizano es hijo de Enrique Pizano Callejas, quien falleció apenas el 8 de noviembre y fue interventor de la Concesionaria Ruta del Sol, un proyecto en el que participó Odebrecht. Pizano Callejas detectó varias irregularidades en la obra y en 2015 informó de ello al entonces fiscal general de Colombia, Néstor Humberto Martínez.

Los sobornos pagados por Odebrecht en Colombia garantizaron, por ejemplo, que el gigante brasileño de la construcción fuera la única firma habilitada para la licitación de un tramo de la Ruta del Sol. Esa cantidad asciende a  84 mil millones de pesos, más de 28,5 millones de dólares. El escándalo, que estalló a principios de 2017, salpicó a las campañas de los principales candidatos en dos elecciones presidenciales y hasta la Administración de Álvaro Uribe.