Foto: Especial
La pequeña quiso cerrar la puerta luego de que un hombre al que intentó proteger entró corriendo a su domicilio. Atrás de él, venían hombres armados

IRAPUATO, GUANAJUATO.- Tania, una niña de 9 años perdió la vida al ser asesinada por sicarios al interior de su casa en Irapuato, quería proteger a un hombre.

Los hechos ocurrieron la noche del martes cuando una bala perforó el tórax de la menor, murió prácticamente al instante.

La pequeña quiso cerrar la puerta luego de que un hombre al que intentó proteger entró corriendo a su domicilio. Atrás de él, venían hombres armados. Los sicarios dispararon en varias ocasiones directo a la puerta. Un disparo hirió el cuerpo de la pequeña. El hombre que corrió a resguardarse, fue acribillado. En la calle, quedó otro fallecido.

El crimen atroz se registró cerca de las 19:30 horas de este martes en Irapuato. Al filo de la noche en la calle Tizapan casi esquina con Malinalco en la colonia La Lupita, la calma fue interrumpida por disparos de arma de fuego. Minutos después, se supo que tres personas habían perdido la vida. Una de las víctimas, tan solo era una niña.

De acuerdo a la versión de testigos, los fallecidos eran dos hombres que platicaban afuera de un domicilio. En ese momento sujetos armados los sorprendieron a tiros. Uno murió al instante. Su cuerpo quedó sobre la banqueta. La otra persona corrió a resguardarse al interior del domicilio.

En ese momento, la pequeña Tania apareció, quiso ayudar. Intentó bloquear el paso a los agresores, cerrando la puerta. Sin tomar en cuenta la presencia de la menor, los sicarios dispararon al interior del domicilio. Una de las tantas balas, penetró el cuerpo de la pequeña. Tania cayó herida, segundos después falleció. Y los hombres armados ingresaron para rematar al sujeto que entró a esconderse. Lo lograron. Pero asesinaron a una inocente, en su violento ajuste de cuentas.

Tras perpetrar su fechoría, los sicarios abordaron un vehículo y huyeron en rumbo desconocido.

Los fallecidos fueron identificados como Daniel Aranda de 28 años, su cuerpo quedó en la banqueta, el hombre asesinado al interior fue identificado como ´El Cache´, vecino del lugar. Y Tanía, la pequeña que intentó salvar a Cache. No se especificaron lazos familiares entre las víctimas. Tampoco, hay detenidos por estos hechos.

La escena fue protegida para levantar indicios que ayuden a la captura de los responsables. Y los cuerpos, fueron levantados por agentes del Servicio Médico Forense.