El Domingo de Ramos es un parteaguas dentro de la religión y tiene un significado muy especial dentro del catolicismo
Foto: Tomada de Internet
El Domingo de Ramos está muy cerca de llegar y nosotros te contamos un poco de la historia del significado de esta fecha emblemática para la religión que sirve como parteaguas entre dos etapas muy importantes del catolicismo, sobretodo.
 
Esta fecha recibe el nombre de Domingo de Ramos porque es el día en que Jesucristo llegó a Jerusalén, un momento de gozo para todos los feligreses que creían en él y que lo recibieron con ramos, flores y palmas, era la llegada del hombre que venía de parte del Señor.
 
Cuando Jesucristo hizo su entrada, montó un burrito y siguió un camino lleno de ramas de árboles y con ello se enfrentó a muchas cosas, entre ellas a las personas que nunca creyeron en la llegada de Jesús de Nazaret.
 
En la actualidad se utilizan ramas de olivo las cuales significan vida. La tradición indica que deben colocarse sobre un crucifijo o cuadro religioso para recordar que se trata de algo sagrado. El color litúrgico de la celebración es el rojo, que representa la Pasión del Señor.

Las Palmas y los Olivos

Estas plantas juegan un papel importante ya que fueron con las que la gente aclamaba a Jesús como el Hijo de Dios.
 
De estas dos plantas obtenían pan, vino, vinagre y miel. De la palmera también obtenían fibras para tejidos y de los troncos, carbón para  los herreros. La palma era para el pueblo judío, símbolo de riqueza y fecundidad.
Foto: Tomada de Internet

Con el inicio de la semana santa viene El Viernes Santo, único día que no hay misa, se medita la Pasión del Señor, con el rito de la adoración de la Cruz y hay celebración de la Palabra y Comunión.

El Sábado Santo por la noche se celebra la solemne Vigilia Pascual y a partir de ese momento, los cristianos vivirán la alegría de la Resurrección de Cristo, que se prolongará a lo largo de cincuenta días.

Con información de El Heraldo de México y La Verdad