Trump se convierte en el cuarto mandatario en ser llevado a un impeachment

Con el juicio político contra Donald Trump, ya suman cuatro presidentes de Estados Unidos que afrontan estos procesos.

1868: Johnson se salva por un voto

El impulso del presidente demócrata Andrew Johnson para la reconstrucción después de la Guerra Civil estadounidense, incluso mediante la reintegración de los estados del sur a la Unión, lo puso en conflicto con el Congreso.

El Congreso su legislación, incluidos los "Códigos Negros", leyes racistas votadas por representantes del Sur.

Tras todo esto, Johnson despidió a su secretario de guerra, llevando a que el Congreso arrancara el primero proceso de destitución en la historia de Estados Unidos.

El 24 de febrero de 1868, la Cámara de Representantes votó 11 artículos para el juicio político, en particular por su intento de reemplazar a un titular designado por el Senado.

Pero después de un juicio de varias semanas, en mayo el Senado quedó a un voto de la mayoría de dos tercios requerida para una condena.

Así, Johnson se mantuvo en el cargo, pero perdió la apuesta de su partido para postularse para las próximas elecciones, llegando al Senado cinco años después.

1974: Nixon se va antes del juicio político

En 1972 cuando se daba la campaña de reelección del presidente republicano Richard Nixon, intrusos ingresaron a la sede demócrata en el edificio Watergate en Washington para robar documentos.

Esta operación fue un fracaso, los ladrones fueron detenidos y el escándalo se publicó en los famosos informes de The Washington Post.

Nixon intentó encubrir su participación. Pero el 24 de julio de 1974, la Corte Suprema de Estados Unidos le ordenó que entregara grabaciones clandestinas de sus conversaciones privadas en la Oficina Oval, lo que proporcionaba la prueba de que él y sus principales asesores habían participado en un elaborado encubrimiento del crimen.

El 30 de julio, el Comité Judicial de la Cámara aprobó tres artículos para el 'impeachment': obstrucción de la justicia, abuso de poder e intento de impedir el proceso de destitución desafiando las citaciones del comité para recabar evidencias.

Antes de que los artículos pudieran ser considerados por la Cámara de Representantes, que seguramente habría votado por su destitución, Nixon renunció el 9 de agosto.

1999: Clinton absuelto

El presidente Bill Clinton fue el segundo demócrata en ser llevados a un juicio político. En 1998, el entonces mandatario negó bajo juramento una relación sexual con Monica Lewinsky, una exbecaria de la Casa Blanca.

Al principio, Lewinsky también negó cualquier relación inadecuada, pero luego admitió haber tenido una aventura amorosa, como también lo hizo Clinton. Esto condujo a llamados a juicio político por mentir bajo juramento y tratar de ocultar el asunto.

Del 12 al 13 de diciembre de 1998, el Comité Judicial de la Cámara, votando casi exclusivamente según las líneas del partido, aprobó cuatro artículos para el juicio político: dos sobre perjurio, un tercero sobre obstrucción de la justicia y un cuarto sobre abuso de poder.

El 19 de diciembre, la Cámara de Representantes votó por la destitución en base a solo dos artículos: perjurio ante un gran jurado y obstrucción de la justicia.

Sin embargo, en la votación del Senado el 12 de febrero de 1999, los 45 senadores demócratas se mantuvieron unidos contra los 55 republicanos para bloquear una votación de dos tercios para su condena.

Clinton permaneció en su puesto hasta el final de su mandato en 2001.

Con información de AFP y Agencias