Foto: Especial
Explicó que la decisión de aprobar su uso de emergencia se tomó hasta que el Comité de Moléculas Nuevas de la Cofepris evaluó en todos los casos, en un periodo de 24 a 48 horas, con absoluto rigor técnico, la evidencia presentada por la farmacéutica estadunidense Gilead

CIUDAD DE MÉXICO.- El subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell, se refirió al uso de emergencia del Remdesivir para atender a pacientes con covid-19, aprobado el viernes 12 por la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris).

“Destacamos, como lo dijimos ya, la importancia de no sobrestimar o sobredimensionar al Remdesivir y pensar que es la fórmula mágica que debe ser usada en todos los pacientes. No es así. Sería completamente fuera de lugar, en términos de la ciencia médica, pensar que un mismo medicamento puede o debe ser usado por todas las personas”, dijo en la conferencia de prensa vespertina de este lunes en Palacio Nacional.

Explicó que la decisión de aprobar su uso de emergencia se tomó hasta que el Comité de Moléculas Nuevas de la Cofepris evaluó en todos los casos, en un periodo de 24 a 48 horas, con absoluto rigor técnico, la evidencia presentada por la farmacéutica estadunidense Gilead propietaria de la patente, y eso se llevó siete meses.

“En todos los casos (la Cofepris) encontró que la evidencia, en estos seis ciclos de revisión, no correspondía con la indicación terapéutica propuesta o solicitada por la compañía. No estaba lista para la indicación correspondiente. Este momento, la autorización de emergencia es para indicaciones precisas: personas que tienen covid-19, infección por el virus SARS.COV-2, daño pulmonar, que se encuentran entre el quinto y séptimo día del curso de la enfermedad y tienen alguna comorbilidad o condición de riesgo que los lleva a un mal pronóstico. 

“Es donde se ha visto, con nueva evidencia publicada a lo largo de varios meses, que ya se puede tener un mejor uso. Y eso nos lleva nuevamente al punto señalado de que no se trata de que cualquier persona puede usar Remdesivir en cualquier momento de su enfermedad, y hay un grupo médico que vendrá orientando del correcto uso de Remdesivir por parte de las unidades médicas”. 

Sobre la aplicación de la vacuna contra el covid-19 elaborada por AstraZeneca, que en algunos países escandinavos ha generado preocupación por los casos de trombosis, López Gatell apuntó:

“AstraZeneca ya ha presentado a la agencia europea de medicamentos y también a la Organización Mundial de la Salud (OMS) el informe de lo que se ha investigado, y conocemos que no se encuentra que la frecuencia de los eventos trombóticos sea mayor de lo esperado. Estamos hablando de una decena de eventos trombóticos”, indicó.
    
Destacó que mañana, en la sesión ordinaria del Grupo de Asesoramiento Estratégico de la OMS, se va a discutir el tema, y se sabe que AstraZeneca está preparando un informe en conjunto con el subcomité de seguridad de vacunas de la OMS.

“Dado todo lo que conocemos hasta ahorita y lo que podemos decir con claridad, es muy probable que en uno o dos días se conozca ya formalmente una postura que descarte la relación entre la vacuna de AstraZeneca y los fenómenos trombóticos. Posiblemente eso llevará a que, en otros pocos días, una semana quizá, varios países europeos que se hayan pronunciado por suspender temporalmente la vacuna AstraZeneca la empiecen a utilizar nuevamente en la medida que la evidencia sugiere que no hay peligro por esta vacuna.”

Recordó que en días recientes algunos países de la región escandinava, particularmente Noruega y Dinamarca, identificaron algunos eventos de lo que en medicina se llama trombosis, es decir la obstrucción de un vaso sanguíneo, ya sea una arteria o una vena, por un coágulo que se forma al interior de un vaso del conducto sanguíneo.    

En este caso se trataba de trombosis venosas tanto a nivel de los miembros pélvicos, las extremidades, las piernas, como de la circulación pulmonar, y hay una relación con la trombosis de las piernas y un fenómeno que se llama tromboembolismo pulmonar, en donde el coágulo viaja hacia el corazón y de ahí a los pulmones. 

“Esta, la segunda puede ser una condición fatal y desde luego es de gran preocupación. Nuestra impresión es que, desde luego, las autoridades sanitarias de estos países fueron muy oportunas en identificar la necesidad de suspender temporalmente el uso de estas vacunas de AstraZeneca hasta que la evidencia fuera revisada con detenimiento”.