Monterrey hizo pesar el 'Gigante de Acero' con una goleada ante los Guerreros

Monterrey le pasó por encima a Santos en el "Gigante de Hierro".

Con un Rogelio Funes Mori en plan grande, los de Diego Alonso aprovecharon a unos Laguneros mermados por la salida de Jonathan Orozco tras una lesión en el hombro y el reciente cambio de técnico en la semana, después de que Salvador Reyes Jr. fuera destituido.

Tomada de Twitter

Sin timonel al frente (Rafael Figueroa y el "Chato" Rodríguez estuvieron de auxiliares), los de Torreón sucumbieron 4-0 ante los Rayados, cuadro que no deja escapar las esperanzas de estar entre los primeros dos de la Liguilla.

 

Los regios llegaron a 26 unidades y una diferencia de +13 afianzándose en la tercera posición del Clausura 2019, mientras que los de Coahuila están en el lugar 13 con 16 unidades y un pobre -5 de diferencia, técnicamente fuera de la Fiesta Grande de la Liga MX.

La primera estocada llegó al minuto 23.

Rodolfo Pizarro fue abusado y cerró la pinza en una jugada por la banda de Miguel Layún, para hacer el 1-0 antes de la media hora de acción.

Así se fueron ambas escuadras a las regaderas, pero en todo momento los locales fueron amos y señores del balón que rodaba en el BBVA Bancomer.

Monterrey liquidó en la segunda mitad.

El segundo cayó al 61', cuando Avilés Hurtado se escapó con un gran cambio de ritmo poniéndole un bombón a Funes Mori para que hiciera el primero a su cuenta.

Después de una gran jugada colectiva del equipo, el "Gemelo" hizo el 3-0, segundo de la noche para el argentino, con lo que prácticamente liquidaba el encuentro a 14 minutos de finalizar el mismo.

Todavía los Rayados pudieron aumentar la ventaja inmediatamente, tras un recargón sobre Hurtado que, primero se había señalado penal, pero terminó siendo anulado por el VAR y marcado como saque de meta por el silbante central.

El cuarto y último fue el hattrick para Funes Mori.

El argentino recibió una gran asistencia de Layún, la segunda de la noche para el exjugador del Porto, quitándose de manera magistral al central lagunero y definiendo de maravilla un 4-0 que enfila a Rayados a ser uno de los mejores equipos del torneo.