Internet
Las llamas han acusado una cantidad sin precedentes de muerte y destrucción en el estado

Santa Rosa. Los vientos se intensificaron por la madrugada en un área azotada por incendios forestales en el norte de California, forzando a evacuar el sábado unas 400 casas.

El Departamento de Bosques y Protección contra Incendios del estado dijo que las áreas afectadas incluyen la comunidad de jubilados de Oakmont, que fue evacuada previamente en la semana cuando el incendio azotó partes de Santa Rosa.

El portavoz, Jonathan Cox, dijo que el incendio llegó además a una zona poco poblada de Sonoma, un pueblo de 11 mil habitantes y ha quemado varios edificios.

Las llamas han acusado una cantidad sin precedentes de muerte y destrucción en el estado, donde las autoridades reportan 35 muertos y 5 mil 700 viviendas y negocios destruidos. Esas cifras la hacen la serie de incendios más destructiva y mortífera que se haya registrado en California.

Aunque los bomberos consiguieron progresos el viernes en la contención de los incendios, las autoridades dijeron que los vientos el sábado están retando el avance conseguido.