Especial
La Profeco hizo un llamado a los leoneses para que no hagan caso de informaciones sin fundamento compartidas en redes sociales

Automovilistas realizan largas filas en gasolineras de León ante el cierre del ducto León-Salamanca anunciado por Pemex; hecho que provocó que los consumidores expresaran su temor a un nuevo desabasto de combustible como el registrado en enero pasado.

Gasolineras de diversos rumbos de la ciudad reportan la inusual venta de gasolina desde la tarde-noche. "De nuevo hay ventas pánico", dijo un despachador de la gasolinera ubicada en bulevar López Mateos a un costado de Plaza Venecia.

El gobernador Diego Sinhue Rodríguez Vallejo afirmó haber entrado en contacto con el director de Logística de Pemex, quien le aseguró que en Guanajuato "no tenemos desabasto de gasolina".

En sus redes sociales señaló que el directivo de Pemex le aseguró que hay suministro normal de combustible, por lo que "no hay razón para hacer filas, (ya que) sí hay gasolina".

En un comunicado, la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) hizo un llamado a los leoneses para que no hagan caso de informaciones sin fundamento compartidas en redes sociales, en referencia a que podría haber escasez de gasolina en la ciudad por el cierre del ducto Salamanca-León.

Todas las semanas, desde junio, se ha cerrado el gasoducto, por un día o por horas, para reparar daños ocasionados por el huachicol, pero Pemex suple el abasto con pipas, sin que se haya presentado ningún problema, explicó.

La Presidencia Municipal de León emitió un mensaje en Twitter en el que sugiere evitar compras de pánico: "No existe desabasto de gasolina en el municipio", escribió.

Hasta el momento los comunicados oficiales no han logrado contener las largas filas de clientes en las estaciones de servicio.