Especial
Esta medida se da en la víspera de la entrada en vigencia del pase sanitario europeo, que permitirá moverse por la Unión Europea

De acuerdo con medios internacionales, el día de hoy, el gobierno francés anunció que no permitirá al país el ingreso de viajeros que ya cuenten con algunas de las vacunas chinas para COVID-19 no autorizadas por la Unión Europea.

Esta medida se da en la víspera de la entrada en vigencia del pase sanitario europeo, que permitirá moverse por la Unión Europea a los viajeros que cumplan con los siguientes requisitos: someterse a un PCR y salir en negativo, haber sido vacunado con todas las dosis suficientes o estar inmune por haber contraído la enfermedad.

Los países de la Unión Europea, sin embargo, podrán tomar sus propias decisiones respecto a las vacunas de las personas que entren al país. En el caso de Francia, el gobierno ha sido claro; a través del secretario de estado Clément Beaune, se explicó que solo se reconocerán las vacunas aceptadas por la Agencia Europea del Medicamento.

“No es posible que se viaje a Francia con una vacuna de la que no estamos seguros de que nos proteja”, aseguró Beaune.

Hasta ahora, las vacunas aceptadas por la agencia europea son cuatro: Moderna, AstraZeneca, Pfizer y Johnson & Johnson. Por tanto, las personas que cuenten con dos dosis de Sinovac o Sputnik V quedarán fuera, lo que afecta a ciudadanos de varios países latinoamericanos como Argentina, Brasil o Chile.