Especial
Ayuntamientos de Coahuila dependen en gran medida de participaciones y aportaciones de la Federación

Más de la mitad de los municipios de Coahuila dependen de entre un 80 a un 98 por ciento de las Participaciones y Aportaciones Federales como su principal ingreso, por lo cual para el 2021, al reducirse el Presupuesto Federal para Estados y Municipios, tendrían problemas para el pago de nómina y cumplir con servicios primarios, por lo que estarían en una situación similar a Nuevo León: a “punto de quiebra”.

De acuerdo con Javier Díaz González, administrador Fiscal General en Coahuila, hasta el momento el Presupuesto de Egresos de la Federación 2021 contempla para Coahuila una reducción de más de mil 500 millones de pesos en el rubro de Participaciones y Aportaciones, y eso impactará directamente al Gobierno Estatal, pero de manera muy contundente a los municipios, porque no generan ingresos propios.

De acuerdo con datos del Segundo Trimestre del 2021, en Coahuila hay 11 municipios que dependen de un 91 a un 98 por ciento de los ingresos federales, y serían 21 municipios (55 por ciento de los 38 de la entidad) que dependen de un 81 a un 98 por ciento de los ingresos federales para poder operar.

“En los primeros seis meses del 2020, en promedio, los ingresos propios (de los municipios) representaron el 20 por ciento de recaudación total, y el 80 por ciento restante corresponde a recursos federales y/o estatales”, señala la Auditoría Superior del Estado (ASEC) en el Análisis del Informe de Avance de Gestión Financiera de enero a julio de 2020.

También hace énfasis en que el 74 por ciento de su ingreso, en promedio, los municipios de Coahuila lo destinan al gasto corriente, en conjunto los municipios destinan entre el 15 y 13 por ciento, además que en promedio el 43 por ciento de los ingresos lo destinarán a nómina.

“En Coahuila tenemos municipios pequeños (en población) que arriba del 90 por ciento sus ingresos son de Participaciones y Aportaciones (que provienen del Presupuesto Federal). Con la reducción que se tiene el Presupuesto 2021, en donde hay una baja de casi mil 500 millones de pesos”, dijo Javier Díaz.

Sin embargo, el Presupuesto Federal está condicionado a un crecimiento de México de 4.6 por ciento, de lo contrario habrá reducciones como en este 2020, y eso pone aún más en peligro a municipios y a estados.

“Habrá municipios en los cuáles sus ingresos dependen en su mayoría de ingresos federales, van a tener que hacer una reestructura de su gasto”, explicó Díaz.

Los gastos más fuertes de los municipios en todo el país, y en Coahuila no es la excepción, es la nómina, el gasto corriente que implica los servicios públicos como iluminación y recolección de basura, además de la seguridad, y enseguida la inversión o el dinero que se destina a obra pública y programas.

Los conceptos más fuertes de ingresos propios de los municipios son, en ese orden, el Impuesto Predial, el cobro de agua potable, y el Impuesto Sobre Adquisición de Inmuebles (ISAI), pero los de población más reducida no cobra casi nada de esto.

Díaz detalló que los municipios, para generar ingresos propios y poder compensar, deben intensificar el cumplimiento de sus padrones, con el cobro del predial y agua, además de un plan de austeridad.