Especial
La situación se hizo viral, luego de que pidiera que una sola persona pagar todo lo necesario para la fiesta

Luego de que se hiciera viral la conversación entre dos mujeres, donde una pedía que la madrina de bautizo pagara toda la fiesta "para que valga el compadrazgo", tuvo que cerrar sus redes sociales por la humillación que sufrió. 

A través de la página Amores Leamos juntos JIFJ, publicaron la respuesta de "Carelia Salvatierra", afirmando que sufre de psicosis y a pesar de cerrar sus redes tuvo que abrirlos el 19 de noviembre para revivir la pelea con la madrina. 

"Maldita, me evidenciaste y ahora la gente que ubica mi nombre me humilla. Tengo episodios de psicosis por tus pendejadas, hasta tuve que dar de baja mi face. Ahorita lo abrí para decirte que ojalá te mueras maldita desgraciada. No puedo creer lo que me hiciste, te odio. Ahora resulta que la hambreada soy yo, cuando tú no pudiste pagar el compromiso que te habías aventado con nosotros".

"Dice mi esposo que hasta en la fábrica le hicieron burla. ¡Ay! como te odio maldita perra", publicó. 

 

La mujer respondió que si quería que le pagaba el psicólogo y ella respondió que "Dios le niega el cielo a los que niegan un sacramento". 

Como no recibió respuesta, "Carelia Salvatierra", volvió a arremeter contra la madrina y le pidió que publicara también el nombre de ella para que vieran que también es una marra. 

"Y desbloquéame del what's, ten los huevos de contestarme y poner la cara. Deberías de ver subido también tu nombre para que vieran que eres una marra".

"Carelia, siempre demostré mi educación pero ya me tienes hasta la madre. Qué bueno que te ubicaron y si no quieres que suba tu foto mejor deja de chingar la madre y cierra las patas porque está más que visto que no tienes para mantener ni lo que eres capaz de engendrar", contestó la madrina para dar punto final a la pelea.

Sin redes sociales por el momento, Carelia no ha dado una respuesta sobre el futuro del bautizo de su hija.