Exigen transparentar la venta del IMARC en Saltillo; consejeros piden cuentas a Pastor López

Saltillo
/ 9 julio 2021

Neca Castilla Sánchez solicitó a Pastor López Atilano que transparente públicamente cómo se concretó la venta del inmueble que desde los 80’s ha albergado a la institución, cómo usará o ha usado los recursos obtenidos y que al menos utilice éstos en beneficio de Saltillo

La consejera del IMARC, Neca Castilla Sánchez solicitó a Pastor López Atilano que transparente públicamente cómo se concretó la venta del inmueble que desde los 80’s ha albergado a la institución, cómo usará o ha usado los recursos obtenidos y que al menos utilice éstos en beneficio de Saltillo.

VANGUARDIA publicó ayer que el presidente del Consejo Directivo del IMARC vendió el mencionado edificio sin consultarlo con los consejeros.

Castilla Sánchez contó que López Atilano amablemente accedió a reunirse con ella y otras personalidades, reunión en la que aceptó que en el 2019 vendió la propiedad sin consultar al Consejo y sin ofrecer documento alguno que avale su proceder, como acta constitutiva, reglamentos, estatutos, poderes, entre otra papelería.

La operación fue por 25 millones de pesos, de los que 15 millones se utilizaron principalmente para liquidar adeudos no fiscales del IMARC y otros gastos.

También, el presidente del Consejo les reveló que la biblioteca del instituto, en su tiempo una de las más completas en el norte del País, se ha ido perdiendo.

“Yo no tengo autoridad legal para reclamar porque no existe papel que diga que soy consejera; Pero Pastor tiene sin duda la responsabilidad moral con el Consejo, con la institución y con la Ciudad de abrir sus libros, rendir cuentas claras sobre su gestión, y demostrar que el recurso que queda será utilizado de acuerdo al propósito original del IMARC”, recalcó la consejera.

“Que siquiera, esos 10 millones que dice que existen se usen en beneficio de la ciudad…en una obra benéfica y en recuerdo del IMARC”, expresó Castilla Sánchez, quien insistió en que López Atilano debe transparentar cómo se gastarán esos recursos.

EVIDENCIAN AÚN MÁS LO ‘OSCURITO’

Consejeros consultados por VANGUARDIA que al menos respondieron a la solicitud de entrevista reconocieron que no sabían nada de la operación con la que se concretó la venta de la sede del IMARC a la Dirección de Pensiones de Saltillo, evidenciando la desorganización interna en el manejo de la institución.

“Te puedo decir que no sé si seguía siendo o no seguía siendo consejero o cuándo dejé de ser consejero, pues yo la verdad ya no fui convocado al menos en los últimos 8 ó 10 años, entonces no tengo mayor información”, recalcó Valeriano Valdés.

Arturo González reconoció que no sabía lo de la venta, incluso, solicitó más información.

“Quisiera estar más enterado para cualquier opinión. Sé lo que publicaron hoy”, se limitó a responder Daniel Calvert.