Te quedan artículos gratis este mes, para seguir leyendo...
Regístrate | Login

Lalo España se convierte en nazi

Show
/ 7 noviembre 2016

El actor interpreta a Adolf Hitler en la producción ‘Drunk history’ de televisión

CIUDAD DE MÉXICO.- El holocausto alemán le saca lágrimas, pero en pantalla chica, pues Lalo España tuvo que interpretar a un Adolf Hitler que sacara risa.

Su interpretación sobre el llamado Tercer Reich formó parte de la serie “Drunk History”, en donde alguien, con copas encima, cuenta su versión sobre un hecho histórico.

En esta ocasión se basa en la idea que Hitler no se suicidó, como marca la historia oficial, sino que huyó a Argentina y vivió en un campo próximo a la ciudad de Bariloche bajo el nombre de Adolf Schütelmayor. sin ser descubierto.

“Es un personaje al que la gente le tiene odio por lo que fue, representó una de las tragedias y crueldades significativas en la humanidad, pero para un actor es un paquete interesante, cuando se aborda con comedia”, dice España vía telefónica desde el set.

“Muchas novelas que he leído del holocausto son terribles y sacan las lágrimas y ahora de ninguna manera queda en buena posición ante el espectador”, subraya el actor sin poder detallar al respecto.

En el episodio titulado “El exilio de Hitler” comparte set con Francesca Guillén y Hugo Blanquett.

Para “Drunk History”, además, los participantes no hablan, sino que hacen mímica para que sus labios sincronicen con la voz del narrador del episodio.

El audio ya está grabado y son los actores quienes deben adecuarse a los tonos para darle congruencia.

“Me familiaricé un poco con ver al narrador que se echa sus copas y de ahí es embonar con sus matices, si dice cosas fuertes, hay que hacerlo igual”, detalla España.

Esta no es la primera vez que el integrante de “Vecinos” y voz del alebrije en las cintas animadas “La leyenda de las momias de Guanajuato” y “La leyenda del Chupacabras”, actualmente en cines, hace un personaje de la historia mundial. Ya encarnó a Napoleón, el emperador francés a quien muchos califican erróneamente de chaparro.

“Él medía 1.75 metros y yo 1.61 metros, pero son las facilidades que da la ficción”, expresa.

“Drunk History” también ha producido en esta nueva temporada versiones de la batalla del 5 de mayo en Puebla de los Ángeles y el caso de la banda del automóvil gris, que asoló a la Ciudad de México a inicios del siglo pasado. 

COMPARTE ESTA NOTICIA
TEMAS

Newsletter

Suscríbete y recibe las noticias del día antes que nadie