Foto: Especial
Aspen Deke fue diagnosticada con leucemia linfoblástica cuando tenía cuatro años. Tuvo que luchar contra la enfermedad casi toda su vida. El contagio por covid-19 vulneró aún más su sistema inmunológico y no pudo soportarlo

Una joven de 17 años luchó contra el cáncer y lo venció en tres ocasiones. La mayor parte de su vida combatió la leucemia linfoblástica aguda, incluso soportó un trasplante de médula ósea como inmunoterapia de células CAR-T. Sin embargo, el coronavirus, covid-19, acabó con su vida. Es la historia de Aspen Deke que ha conmovido a nivel internacional.

De acuerdo con una página de recaudación de fondos, en la que se pide ayuda para solventar los gastos asociados a la atención médica de Aspen tras dar positivo a covid-19, fue el pasado mes de noviembre cuando contrajo el virus.

Aspen Deke fue diagnosticada con leucemia linfoblástica cuando tenía cuatro años. Tuvo que luchar contra la enfermedad casi toda su vida. El contagio por covid-19 vulneró aún más su sistema inmunológico y no pudo soportarlo.

Foto: Especial

De acuerdo con medios locales, en el hospital le tuvieron que administrar oxígeno. Presentó fiebre alta, pero fue estabilizada. Después de un mes hospitalizada fue dada de alta; sin embargo, empeoró tras unos días.

Aspen fue remetida al hospital de nuevo donde recibió el diagnostico de neumonía en ambos pulmones. Este momento, en plena víspera de año nuevo, ingresó a la unidad de cuidados intensivos pediátricos en donde fue intubada. Poco después murió.

Días antes a su muerte, su padre compartió un emotivo mensaje:

"Estoy tranquilo viendo a mi princesa y pasando tiempo con ella. Ahora está más estable. Es muy duro verla sufrir, pero estos días fueron increíbles. No puedo esperar a que abra los ojos de nuevo y escuchar de su voz decir 'te quiero papá' y ver lo feliz que se pone al ver a su madre y a sus hermanos", indicó en el mensaje que compartió en el fondo de recaudación.