ARCHIVO
La juez Griselda Elizalde Castellanos programó dicha audiencia sin la necesidad de aplicarles a los imputados alguna medida cautelar o prisión preventiva

Ante un juez de control comparecieron Mariano González, dueño del bar “Polanquito”, y dos de sus guardaespaldas quienes presuntamente agredieron a un comunicador la madrugada del 13 de julio.

Ayer fue la audiencia inicial en contra de los implicados por los delitos de lesiones, amenazas y robo en agravio de José Arturo M.

A cada uno de los presentados (Mariano, Adonay y Marcelo) se les hizo saber que comparecieron de manera voluntaria y se les pidió si estaban dispuestos en dar alguna declaración.

Por órdenes de su defensora particular, prefirieron guardar silencio y solicitaron duplicidad del término de 72 horas, donde acordaron ofrecer medios de prueba a su favor.

La juez Griselda Elizalde Castellanos programó dicha audiencia sin la necesidad de aplicarles a los imputados alguna medida cautelar o prisión preventiva.

Solo se les advirtió que si faltan a la próxima audiencia que es la de vinculación a proceso tendrá que comprobar el motivo de su inasistencia o de lo contrario serán sometidos a una sanción.

Jorge Enríquez Lázaro, representante legal del comunicador, informo que se cuenta con los videos de las cámaras de seguridad que hay en varios establecimientos cercanos al bar donde sucedió la agresión.

Detalló que además se solicitará el video de una cámara urbana ubicada en el semáforo del cruce de Allende con Ramos Arizpe, en la zona centro.