Foto: Especial
En homenaje a este legendario vehículo, Walter utilizó las salpicaderas del auto para construir mini motocicletas

Con un poco de imaginación y tiempo, la salpicadera de un VW Beetle y la base de una mini motocicleta, Brent Walter ha creado este singular vehículo.

Reutilizar piezas de autos viejos para reparar otros modelos siempre ha sido una costumbre, sin embargo, usarlas para fabricar una mini motocicleta es algo que no se ve muy a menudo. Brent Walter, que se describe a sí mismo como el “fabricante y constructor de una variedad de cosas“, creó la VW Mini Bike, o lo que él llama cariñosamente el ‘Volkspod’, una minibike claramente inspirada en el escarabajo, porque de hecho utiliza parte de su carrocería.

Brent Walter comenzó a publicar en su cuenta de instagram una serie de imágenes que mostraban que estaba trabajando en una mini motocicleta a partir del clásico “Vocho”, como se le llamó cariñpsamente en México. Y como puede comprobarse con solo fijarse un poco en las imágenes, es básicamente una minibike con una salpicadera y los faros de uno de los lados de un Beetle.

Según cuenta este ejemplar nació a partir de un Beetle remodelado que encontró y que posteriormente acabó desmantelando. Tomo una de sus salpicaderas, lo instaló en el chasis de la minibike que ya incluía su propio motor y ruedas, instaló un manubrio y un asiento y ya está. Una pequeña y sorprendente moto estaba lista para salir.

Esta moto se basa en el Volkswagen Beetle Type 1 ha adquirido con los años un estatus icónico desde su lanzamiento. Su inconfundible diseño se ha ganado el corazón de muchas personas de todo el mundo a mediados y finales de los años 90. Su producción duró hasta 2003.

En homenaje a este legendario vehículo, Walter utilizó las salpicaderas del auto para construir mini motocicletas. Las cuatro salpicaderas vintage se unen para formar el sistema de luces delanteras y traseras del Volkspod. Equipado con un motor de 79 CC, el Volkspod promete ser tan o más dinámico que el Beetle Type 1.

PREPARANDO YA UNA EVOLUCIÓN

El motor que emplea este Volkspod ofrece tan solo 6,5 caballos de potencia, suficientes en cualquier caso para transportar a un adulto a velocidades más o menos decentes. Las fotos de su cuenta nos permiten ver los distintos pasos del proceso de creación y el resultado final. Eso sí, Walter ya habla de una versión 2.0 de su modelo con algo más de potencia y neumáticos más grandes. Por lo que parece que formato Volkspod podría llegar a una moto de verdad. Habrá que estar atentos, aunque si bien ha creado dos ejemplares no termina de quedar claro si tiene pensado comercializar esta creación.