Una carpa de pruebas COVID-19 en una acera en un vecindario predominantemente ultraortodoxo en el distrito de Brooklyn de Nueva York. Foto: AP
Nueva York dio a conocer que tiene hasta el día de hoy 44,635 casos y 519 fallecidos y debido a esta situación critica que vive el estado por la pandemia en EU provocada por el COVID-19 empresas como Uniqlo, Softbank, Facebook, Huawei, Golman Sachs entre otras une sus esfuerzos para ayudar a los enfermos con mascarillas gel antibacterial.

El sector privado se está volcando con el estado de Nueva York para ayudar a las autoridades en la lucha contra el coronavirus dada la rápida propagación de la enfermedad por la región, donde se concentra más de la mitas de las infecciones que se registran en Estados Unidos.

"Nueva York está luchando una guerra contra este virus y necesitamos toda la ayuda que podamos recibir", dijo en un comunicado el gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo.

"La generosidad de estas empresas, organizaciones e individuos (...) tendrá un papel crítico en nuestra misión de apuntalar la capacidad de sobrecarga de nuestros hospitales", agregó.

Entre las compañías destaca la donación de más de un millón de mascarillas de la compañía textil japonesa Uniqlo, 1.4 millones más de la entidad financiera Softbank, o la fabricación de 10,000 botellas de 200 mililitros de gel sanitario a la semana durante el próximo mes de la multinacional de estética estadounidense Estée Lauder.

Facebook también ofreció cerca de 9,500 litros de este producto al estado de Nueva York, la financiera Golman Sachs 195,000 mascarillas y la tecnológica china Huawei 10,000 mascarillas N95, 20,000 batas de aislamiento, 50,000 gafas médicas de protección y 10,000 guantes.

Un paciente se sienta en una acera mientras espera la prueba COVID-19 afuera del Centro Hospitalario Elmhurst en Nueva York. Foto: AP

Otras compañías no ofrecen material hospitalario sino artículos gratuitos que pueden resultar útiles al personal médico que trabaja en la crisis, como bebidas gaseosas y café de Keurig/Dr Pepper's, vuelos gratuitos con Jetblue para los voluntarios que estén intentando llegar a Nueva York, o colchones y sábanas de la minorista Wayfair para los hospitales de campaña.

Además, son varios los hoteles neoyorquinos los que han ofrecido sus instalaciones tanto para albergar a infectados con coronavirus que no revisten gravedad, como el St, Regis, el Yotel o The Palace, como para alojar al personal médico que lo necesite, como el Four Seasons de la calle 57, el Whythe Hotel o el Room Mate Grace, parte de una cadena hotelera española.

 

Nueva York se refuerza ante el COVID-19, con 44,635 casos y 519 fallecidos

El estado de Nueva York, epicentro de la pandemia de coronavirus en EU, registraba este viernes 44,635 casos positivos y 519 fallecidos, cifras que previsiblemente seguirán aumentando hasta un "pico" máximo estimado dentro de 21 días y ante el cual su gobernador, Andrew Cuomo, está reforzando la capacidad de los hospitales de manera "creativa y agresiva" y ha ordenado cerrar las escuelas dos semanas más, hasta el 15 de abril. 

En su actualización diaria, retransmitida desde un hospital de campaña establecido en un enorme centro de convenciones neoyorquino, Cuomo señaló que el patógeno "se está extendiendo por todo el estado, igual que por todo EU", y en un día aumentaron un 20 % los casos identificados, hasta 44,635, y un 35 % los fallecimientos en el área, hasta 519, pero advirtió de que "las cifras seguirán aumentando".

El gobernador del estado de Nueva York, Andrew Cuomo, habla en una conferencia de prensa en el Centro de Convenciones Jacob Javits en Nueva York. Foto: EFE

"La razón es que algunas personas llegaron a los hospitales hace 20 o 25 días y han estado conectadas a respiradores. Cuanto más requieres el respirador, menos probable es que puedas dejarlo, no solo con este virus sino con cualquier enfermedad. Va a haber un incremento significativo en los fallecimientos porque el tiempo (de uso) se está alargando", explicó. 

El estado, que tomó drásticas medidas de control de densidad y aumentado su capacidad de testeo a unas 16,000 pruebas diarias, cuenta aproximadamente con la mitad de las personas contagiadas de coronavirus que se identificaro en EU (91,029 casos) -mayor foco mundial- y seis veces más que el segundo estado más afectado, Nueva Jersey (6,876), seguido por California (4,060). 

De los casi 45,000 casos de coronavirus registrados, 6,481 personas están hospitalizadas y 1,583 en unidades de cuidados intensivos (UCI) con respirador, mientras que se han recuperado unas 2,045. 

Cuomo reiteró que se está ralentizando el ritmo al que se duplican las hospitalizaciones, algo que ocurre ahora cada cuatro días, pero aún así estimó que el "pico" máximo de casos se alcanzará en unos 21 días, por lo que las autoridades están "haciendo lo imposible" para alcanzar una capacidad hospitalaria de 140,000 camas -ahora hay 53,000- y "reuniendo equipamiento de todas partes" antes de ese momento, pero reconoció que "la montaña que tenemos que escalar es monumental".

Según reveló, el estado puede llegar a unas 123,000 camas "sumando capacidades": ha pedido a los hospitales desdoblarse del 50 % al 100 % si es posible; instalado cuatro hospitales de campaña con ayuda de las Fuerzas Armadas y pedido autorización al Gobierno federal para establecer otros cuatro situados en la Gran Manzana; recibirá el lunes un navío de la Marina y también baraja medicalizar dormitorios universitarios, hoteles y otros edificios. 

"Estamos buscando en todas partes, de manera creativa y agresiva, y encontrando todo el espacio que podemos, convirtiéndolo para que esté listo en caso de que se desborde la capacidad", afirmó Cuomo, que agradeció la respuesta ciudadana de personal sanitario y profesionales de salud mental que se están ofreciendo voluntarios y se cuentan ya por decenas de miles.