El fiscal William Barr lamentó que el sistema judicial estadunidense haya sido utilizado “como arma política” y dijo que pondá fin a ello. ESPECIAL
En una conferencia de prensa, Barr aseveró que no permitirá que el Departamento de Justicia sea utilizado como un arma para “acumular” investigaciones ilegítimas

WASHINGTON, EU.- Pese a que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, solicitó una investigación contra el expresidente Barack Obama y el segundo en su administración, Joe Biden, el fiscal general William Barr descartó que el Departamento de Justicia emprenda acciones judiciales contra ellos.

En una conferencia de prensa, Barr aseveró que no permitirá que el Departamento de Justicia sea utilizado como un arma para “acumular” investigaciones ilegítimas.

Trump y sus aliados cercanos han exigido que los demócratas sean procesados por lo que él llama ‘Obamagate’, una teoría de conspiración que no está respaldada por evidencia. El actual presidente de EU ha acusado a la administración de Obama de trabajar en su contra en el “mayor escándalo y crimen político” en la historia de EU.

El fiscal general indicó que no espera que Obama o Biden sean acusados de cometer delitos como parte de una investigación realizada por el fiscal federal John Durham.

“No todo abuso de poder, no importa cuán escandaloso, es necesariamente un delito federal”, señaló Barr.