Foto: Especial
La mucormicosis es provocada por la exposición al moho mucor, que se encuentra habitualmente en la tierra, el aire e incluso en la nariz y las mucosas humanas

Gregorio Avendaño se comenzó a sentir mal el miércoles 26 de mayo, dejó de comer y ya para el sábado 29 tenía una parálisis facial, por lo que su familia lo llevó a la clínica del Instituto Mexicano del Seguro Social ubicada en la colonia Centro del municipio de Chalco. Los reportes médicos indicaban: murcomicosis, una infección fúngica conocida como hongo negro.

El hongo negro se ha popularizado en India, luego de que a pacientes sobrevivientes de covid-19 les fuera diagnosticada esta enfermedad a causa de una murcomicosis, pero qué es este padecimiento, ¿puede llegar a ser contagioso y convertirse en la próxima pandemia? Tranquilo, a continuación te contaremos todo lo que se sabe del hongo negro en México.

¿Qué es el hongo negro?

El hongo negro es una peligrosa infección, mejor conocida como mucormicosis, la cual es relativamente rara, pero los médicos temen que su repentino aumento pueda complicar aún más la lucha contra covid-19; sin embargo este padecimiento se registra más en pacientes recuperados por covid-19.

De acuerdo con Hugo López-Gatell, subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, estos hongos existen en el medio ambiente y están en circulación continua y no nos pasa nada a menos que tengamos inmunosupresión grave.

La mucormicosis está provocada por la exposición al moho mucor, que se encuentra habitualmente en la tierra, el aire e incluso en la nariz y las mucosas humanas. 

Se extiende a través del aparato respiratorio y erosiona las estructuras faciales. En ocasiones, los médicos tienen que extirpar el ojo de forma quirúrgica para impedir que la infección llegue al cerebro.

Esta infección fúngica afecta a los senos paranales, el cerebro y los pulmones, lo cual puede ser mortal en personas diabéticas o gravemente inmunodeprimidas, así como en pacientes con cáncer o personas con VIH/Sida.

¿Es contagioso el hongo negro?

El riesgo de contagiarse por esta afección es poca, puesto que este hongo negro se encuentra en nuestro ambiente; sin embargo, puede atacar mayormente a personas con inmunosupresión como pacientes con cáncer, pacientes con VIH o inclusive que tomen medicamentos inmunosupresores como puede ocurrir con el covid-19.

Hugo López-Gatell mencionó que el covid-19 no necesariamente aumenta el riesgo de mucormicosis, pero el uso excesivo de esteroides para el tratamiento puede ser una de las causas por lo que puede desarrollarse la enfermedad.

"El covid-19 no necesariamente aumenta el riesgo de mucormicosis, pero el uso excesivo de esteroides para el tratamiento puede ser la causa de que pacientes con el virus SARS-CoV-2 tengan esta infección", comentó el médico en redes sociales.

En conferencia de prensa vespertina, Hugo López-Gatell aclaró que no hay que ser alarmistas en esta situación, pues esta es una rara infección que ocurre siempre y cuando la persona esté inmunosupremida, ya que estas enfermedades, llamadas oportunistas, aprovechan para atacar al cuerpo humano.

"En varias ocasiones nos referimos al peligro de abusar de la cortisona en el tratamiento de covid-19 y cuando se usan estas dosis elevadas ocurre una inmunosupresión, las defensas del cuerpo se apagan y este tipo de organismos oportunistas afectan y pueden dar este tipo de lesión".

Gregorio Avendaño comenzó a sentirse mal el miércoles 26 de mayo y dejó de ingerir alimentos, para el sábado 29 ya tenía parálisis facial, por lo que su familia lo llevó a la clínica del Instituto Mexicano del Seguro Social número 71 ubicada en la colonia centro del municipio de Chalco. 

Desde ese día comenzó la peor de las pesadillas para su familia ya que el reporte era grave, el joven presentó un pequeño moretón en el ojo izquierdo, que en cuestión de días se expandió.

"El otorrinolaringólogo le diagnosticó mucormicosis, hongo negro, nos dijeron que esa enfermedad sólo se había diagnosticado en la India, que le iban a suministrar medicamento y que necesitaba urgente una cirugía, pero ya pasaron cinco días", aseguró Ángel Avendaño, su hermano. 

Además de la parálisis facial presentaba niveles de glucosa de 500 mg/dl lo que, pudo haberle provocado un coma diabético. 

Perderá el ojo izquierdo 

Médicos de la clínica número 71 del IMSS, informaron a la familia que, debido a que avanzó de forma rápida tendrán que extirparle el ojo izquierdo, y si continúan pasando los días la infección se recorrerá al cerebro y el resto de su cuerpo, lo que pone en riesgo su vida.

"En solo cuatro días ya se recorrió el hongo, lo que comenzó como un moretón ha ido creciendo ya se le ve en la frente y tenemos miedo, él ahorita está inconsciente pero incluso antes de que quedara sedado estaba consciente de que iba a perder el ojo y aún así no se apuraron los médicos para trasladarlo al hospital de la Raza", aseguró.

La familia indicó que el martes por la tarde ya no podía hablar, pues al parecer la infección llegó hasta el paladar. 

IMSS aclara que no se ha llegado a diagnóstico

De acuerdo con el IMSS, no existe diagnóstico alguno que refiera que la infección que presenta el paciente tenga relación con padecimientos reportados en otros países o que sea altamente contagioso.

El paciente, desde su ingreso al área de urgencias el pasado 29 de mayo, se le ha otorgado atención médica en el Hospital General de Zona 71, en el municipio de Chalco,

“Ante la naturaleza de su padecimiento, la Representación lo referenció para recibir atención especializada de Tercer Nivel al Centro Médico Nacional “La Raza”, en la Ciudad de México”.