Desde 1997 los Hombres de Negro han protegido a la tierra de las amenazas del universo, en esta nueva aventura un infiltrado en la organización puede poner todo en peligro; viejos y nuevos agentes se unen a la aventura incluyendo a Liam Neeson, Chris Hemsworth y Tessa Thompson
La relación entre Tommy y Will durante las tres películas se basa en que cada uno aprende cosas del otro y al final son mejores, y sus personajes crecen por el hecho de estar en la compañía del otro”
Tessa Thompson, actriz

Es inevitable pensar en los Hombres de Negro sin recordar la fascinante y divertida dupla que Tommy Lee Jones y Will Smith formaron en la cinta “Hombres de Negro” o “Men in Black” en 1997. El filme se volvió todo un éxito en taquillas al recaudar más de 589 millones de dólares a nivel mundial, convirtiéndose así en una de las sagas de Sony más exitosas y populares en la década de los noventa. La impecable producción fue nominada tres veces a los premios Oscar, haciéndose merecedora a una estatuilla por Mejor Maquillaje.

Ahora, tras siete años de ausencia, este viernes estrena en Latinoamérica “Hombres de Negro: Internacional”, el cuarto filme que se une a la exitosa trilogía de ciencia ficción que trae nuevos y conocidos rostros de este universo de aventuras en el espacio. 

Dirigida por F. Gary Gray y protagonizada por Chris Hemsworth y Tessa Thompson, la película relata la historia de dos nuevos agentes, quienes siguen protegiendo a la tierra de las amenazas intergalácticas, aunque en esta ocasión la amenaza está entre ellos.

Toda la historia se desarrolla en las calles de Londres, algunos otros actores que también se podrán ver en esta nueva entrega son Liam Neeson, como el jefe de la sucursal de Hombres de Negro en el Reino Unido; Emma Thompson, quien interpreta a la jefa de la sucursal estadounidense de Hombres de Negro; y Rebecca Ferguson, como una alienígena.

UNA NUEVA GENERACIÓN

La famosa primera película de esta serie, basada en los cómics con el mismo nombre, fue protagonizada hace más de 20 años por Tommy Lee Jones, como Agente K y Will Smith, como Agente J. Ambos trabajadores de una organización secreta llamada Hombres de Negro, la cual se encarga de vigilar la vida extraterrestre oculta en la tierra.

Posteriormente, en 2002 se estrenó “Hombres de Negro II”, en donde tanto Lee Jones como Smith, regresaron y la trama continúa con el personaje de Agente K, quien se había retirado cinco años previo a esta nueva aventura y no recuerda nada de sus años dentro de la organización Hombres de Negro.

La tercera parte de la saga estrenó en 2012, nuevamente regresaron los mismos personajes pero acompañados del actor Josh Brolin, quien interpreta al Agente K en su juventud. La historia se enfoca en regresar al pasado, 1969, ya que un extraterrestre ha asesinado al Agente K en el presente, por lo que el Agente J debió volver en el tiempo para salvarle la vida y proteger al mundo.

En esta cuarta entrega todo cambia, pues ahora se cuenta con la primera mujer en la organización, hablamos de Tessa Thompson, quien interpreta a la Agente M, una joven valiente que tuvo un extraño encuentro con los Hombres de Negro cuando era sólo una niña, y desde entonces no se olvidó de ello, así que pasó toda su vida tratando de encontrarlos para unirse a sus filas.

Ella es científica, muy lista, y vive con ello. Es curiosa sobre el mundo que le rodea. Está dispuesta a descubrir todo lo que rodea a este mundo y salir al espacio a estar constantemente sorprendida por lo que ofrece esta organización y su nuevo trabajo”, comentó la actriz sobre su personaje en entrevista con EFE.

LOS ORÍGENES

Siete años antes de que la primera película a la pantalla grande, “Men in Black” comenzó con dos series de tres ejemplares cada una en los comics. Estos dibujos fueron presentados en blanco y negro, con la única razón de que estos colores reforzaran mucho más el traje de los agentes de la organización secreta internacional que domina el mundo y monitorea toda actividad paranormal en la tierra.

El primer ejemplar fue editado por Aircel Comics, una pequeña rama de Malibú Comics, empresa fundada por el reconocido productor Scott Mitchell Rosenberg. Lo que pocos saben es que Marvel compró dicha empresa de comics en 1994, antes de que esta fuera lanzada como largometraje, por esta razón los créditos del film deben llevar la leyenda: “Basada en el comic de Marvel”.

Desconocido también para algunos, el comic original tiene grandes diferencias con la franquicia de películas, por ejemplo, en los “Hombres de Negro: Internacional” no solo gobiernan una agencia secreta, sino que su poder es mundial. Su lucha no solo es contra extraterrestres, sino que en los comics abarca toda actividad paranormal en general incluyendo mutantes.