Impacto. La situación del COVID-19 en México afecta a los bolsillos de las personas. Cuartoscuro
En 2019, el país ocupó el segundo lugar entre los miembros de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos con más gasto de bolsillo

CDMX.- Aunado al desabasto de medicamentos en los sectores de salud privado y público, al aplazamiento de citas en clínicas de primer contacto y especialidades, así como al miedo de acudir a hospitales y contagiarse de COVID-19, aumentó el gasto médico de los ciudadanos en el País.

Especialistas, médicos adscritos al IMSS, ISSSTE y Ssa, integrantes de la industria farmacéutica, así como pacientes de diversos padecimientos alertan que a la crisis que ya había de escasez y falta de atención hospitalaria por la pandemia, se suma que pacientes han tenido que desembolsar para atender enfermedades como diabetes, hipertensión, VIH, cáncer, afecciones gastrointestinales, y además comprar vitaminas.

En 2019, el país ocupó el segundo lugar entre los miembros de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos con más gasto de bolsillo; esta situación aumentó con el COVID-19, afirmó Hortensia Reyes, directora del Centro de Investigación en Sistemas de Salud del Instituto Nacional de Salud Pública.