Especial/ Ayer las autoridades presentaron “la actualización de medidas de mitigación contra COVID-19”, en donde se determinó suspender las actividades no esenciales entre las 22:00 y las 5:00 horas, de lunes a viernes, y todo sábado y domingo
Limitan actividad económica y movilidad ante disparo en contagios en NL; después de las 22:00 horas solo se podrá salir por alimentos o emergencia médica

MONTERREY, NL.- El Gobierno de Nuevo León anunció una serie de medidas para limitar la movilidad ante el alza de contagios por COVID-19, en una especie de toque de queda “light”.

Ayer las autoridades presentaron “la actualización de medidas de mitigación contra COVID-19”, en donde se determinó suspender las actividades no esenciales entre las 22:00 y las 5:00 horas, de lunes a viernes, y todo sábado y domingo.

Se contempla que comercios, servicios y mercados ambulantes con actividades no esenciales suspenderán sus actividades en los horarios marcados y en el caso de restaurantes también, nada más que estos sí podrán operar sábados y domingos con servicio a domicilio.

En el caso de los ciudadanos únicamente tendrán su presencia justificada en la calle, después de las 22:00 horas, en el caso de ir a comprar alimentos, medicamentos y por su  traslado a unidades de atención médica o centros de refugio o instituciones públicas o privadas de asistencia social.

El gobernador Jaime Rodríguez Calderón, “El Bronco”, aclaró que Nuevo León no está en una situación de emergencia o miedo.

“Es una restricción para mantener el sistema hospitalario y que no se colapse”, sostuvo al evitar llamar toque de queda a esta situación.

En los últimos días, la entidad ha registrado un promedio superior a los más de 600 casos de contagios diarios de coronavirus y las cifras de hospitalizaciones y fallecimientos también han ido en incremento.

Hasta este jueves, el reporte de las autoridades de Salud establecen 12 mil 388 pacientes confirmados y 414 muertes. Al 31 de mayo, previo a la nueva normalidad, la entidad sumaba 2 mil 815 contagios y 113 muertes, es decir, entre junio y dos días de julio, los contagios crecieron 340% y las muertes, en 266%.

Las autoridades encargadas de vigilar que las nuevas medidas de restricción se cumplan serán las policías municipales y Fuerza Civil.

“Considerándose como motivo de amonestación, aplicación de multa o falta administrativa el no portar cubrebocas o usarlo incorrectamente así como estar en la vía pública sin justificación”, se estableció.

El mandatario estatal insistió que aquél que se arriesga sin necesidad, es un terco y un cabezón.

Aracely Chantaka

Columna: Merodeando