Denuncian médicos en EU que leyes antiaborto “ponen en peligro” a mujeres

Noticias
/ 26 septiembre 2021

Florida siguió esta semana los pasos de Texas y presentó el primer proyecto de ley para restringir el derecho al aborto de una manera similar en su estado

Los Ángeles.- Las nuevas leyes que restringen el acceso al aborto en algunos estados de Estados Unidos no sólo han encontrado oposición política sino también la crítica de parte de la comunidad médica porque “ponen en peligro” la salud de las mujeres que quieren interrumpir su embarazo.

Así lo aseguró en una entrevista con Efe la doctora Rashmi Kudesia, una ginecóloga que tiene una clínica de fertilidad en Houston, en Texas, estado en el que una nueva y polémica legislación prohíbe la mayoría de interrupciones del embarazo después de las seis semanas, incluso en casos de violación o incesto.

Florida siguió esta semana los pasos de Texas y presentó el primer proyecto de ley para restringir el derecho al aborto de una manera similar en su estado, cuyas dos cámaras legislativas están en manos del Partido Republicano.

Para Kudesia, estas normativas son “muy peligrosas” porque dificultan tener un aborto “seguro y saludable” y provocan que más mujeres “intenten poner fin a los embarazos no deseados por su cuenta”.

Un estudio de la Universidad de Colorado publicado recientemente también apunta a que el número de muertes relacionadas con el embarazo puede incrementar en un 21 % con leyes de este tipo debido a posibles complicaciones de la propia gestación.

Es más probable que permanezcan en contacto con una pareja violenta, lo que las pone a ellas mismas y a sus hijos en mayor riesgo de sufrir daños”.

CONTACTO CON PAREJAS VIOLENTAS

Además de los riesgos directamente asociados al embarazo no deseado, el Centro Afiya, una organización para la justicia reproductiva de Dallas (Texas), también denunció que tener un hijo en esas circunstancias incrementa las posibilidades de que las mujeres afectadas se vean obligadas a mantener contacto con una pareja violenta.

“Es más probable que permanezcan en contacto con una pareja violenta, lo que las pone a ellas mismas y a sus hijos en mayor riesgo de sufrir daños”, sentenció este centro en un comunicado enviado a Efe sobre la conocida como “Ley del Latido de Corazón de Texas”.

El Centro Afiya aseguró también que las mujeres a las que se les niega el aborto “tienen una mayor probabilidad de estar desempleadas” y, por ende, no tener suficiente dinero para hacerse cargo de los recién nacidos.

REGRESO AL 1972

Otro médico especialista del mismo estado, el doctor Alan Brais, consideró en un artículo de opinión en el diario The Washington Post que esta nueva normativa ha devuelto a Texas al 1972, cuando se practicaban abortos clandestinos en ese estado sureño.

Un año más tarde, en 1973, el Tribunal Supremo de EE.UU. reconoció el derecho de la mujer a abortar mientras el feto no fuese viable, es decir, alrededor de las 22 semanas de gestación.