Te quedan artículos gratis este mes, para seguir leyendo...
Regístrate | Login

México expulsó a 101 migrantes menores no acompañados detenidos en Tamaulipas

Noticias
/ 12 octubre 2021

Tras permanecer hasta el sábado en el complejo de Seguridad Pública de Ciudad Victoria, todos fueron trasladados en avión y en autobús hasta Tapachula, Chiapas, y Villahermosa, Tabasco, desde donde están siendo deportados a sus países de origen

México expulsó a 101 menores guatemaltecos y otros 60 adultos que fueron detenidos el pasado jueves por la noche en un operativo en el kilómetro 53 de la carretera de Ciudad Victoria, Tamaulipas, a Monterrey, Nuevo León. En total fueron 652 migrantes capturados en un retén militar cuando se dirigían hacia EU, la mayoría de ellos procedentes de Guatemala.

Tras permanecer hasta el sábado en el complejo de Seguridad Pública de Ciudad Victoria, todos fueron trasladados en avión y en autobús hasta Tapachula, Chiapas, y Villahermosa, Tabasco, desde donde están siendo deportados a sus países de origen.

Los menores que ya fueron expulsados están ahora en manos de la Procuraduría General de la Nación (PGN) de Guatemala y serán alojados en instituciones estatales hasta que las autoridades encuentren a sus padres o a familiares que puedan hacerse cargo de ellos.

La captura fue anunciada como un “rescate” en la mañana del sábado pero terminó, cuatro días después, con una deportación masiva. Un retén militar interceptó a tres tráileres con 652 migrantes a bordo, de los que 197 eran menores que viajaban solos (la mayoría de ellos, de entre 13 y 16 años que querían llegar a EU para reunirse con sus familiares que residen allí). Además, cuatro personas fueron detenidas y acusadas de un delito de tráfico de personas.

Relacionado: Albergues de Ciudad de México al límite por crisis de migrantes haitianos

Todos los migrantes fueron trasladados al complejo de Seguridad Pública estatal de Ciudad Victoria y para regular la estancia, el Instituto Nacional de Migración (INM) emitió un oficio en el que declaraba el área como “estación migratoria” durante 48 horas.

En un primer momento los migrantes fueron alojados en el aparcamiento, aunque luego se instalaron carpas y algunos durmieron en las literas que utilizan los policías. Allí hubo funcionarios del INM, Fiscalía General de la República (FGR), Sedena, Guardia Nacional, Secretaría de Seguridad Pública de Tamaulipas y DIF de Tamaulipas, que se hicieron cargo del operativo. Quien no tuvo acceso al recinto, ya que no dispone de delegación en Ciudad Victoria, es la Comisión Mexicana de Ayuda al Refugiado (Comar). Así, si alguno de los extranjeros quisiera pedir asilo, deberá hacerlo en Chiapas o Tabasco, en caso de que tenga oportunidad.

Dos días en Ciudad Victoria

Durante dos días recibieron alimentos y atención médica hasta que el INM realizó los trámites para la deportación. Los migrantes refirieron llevar 18 horas en el interior de los vehículos y algunos presentaban síntomas de desnutrición y deshidratación. De hecho, se realizaron varias pruebas COVID-19 y seis adultos y tres menores dieron positivo, por lo que quedaron aislados en hospitales de Ciudad Victoria hasta que puedan ser deportados.

Los primeros 130 en abandonar las instalaciones fueron trasladados al sur de México el sábado por la noche y el resto a lo largo del día siguiente. Queda la incógnita de saber dónde permanecieron encerrados los menores. Animal Político consultó al INM, que es quien está a cargo del operativo, pero al cierre de la edición no había recibido respuesta.

En principio, la reforma de la Ley de Migración que entró en vigor el 11 de enero no permite que niños, niñas y adolescentes sean encerrados, ni tampoco los adultos que estén a su cargo. En este caso, sin embargo, se les mantuvo en los espacios habilitados como improvisada estación migratoria hasta que fueron trasladados a Tampico, desde donde se fletaron los vuelos hacia Tapachula y Villahermosa.

Karina Leija Cruz, Procuradora de Protección a Niñas, Niños, Adolescentes y Familia del DIF Tamaulipas, explicó que 30 oficiales de su institución estuvieron en el lugar para realizar las evaluaciones de los menores. Todos fueron separados del grupo a una zona “adaptada” y se les dio prioridad para ser trasladados al sur. Según Leija Cruz, la labor del DIF fue determinar que los menores venían bien de salud, que no eran víctimas de explotación sexual y que eran aptos para viajar de regreso a su país.

Según el DIF Tamaulipas, su labor es elaborar las fichas de cada uno de los menores. Estas luego son entregadas al INM y a la Secretaría de Relaciones Exteriores, que es quien se encarga de localizar a sus padres. En caso de que estos estén como irregulares en EU, explicó Leija Cruz que se les envía a cargo de otros familiares en Guatemala, ya que no hay opción para enviarlos al norte.

Animal Político quiso conocer la versión de la SRE, pero al cierre de la edición no había recibido respuesta.

Más del tema: Abarrotan migrantes llamado en Chiapas para solicitar asilo en México

Guatemala dice que son ellos los que buscan a las familias

En Guatemala, sin embargo, explicaron que los menores llegan para ser recibidos por las autoridades, pero sin que haya contacto con sus familias. Alejandra Mena, vocera del Instituto Guatemalteco de Migración, explicó que, tras recibirles en un centro de Tecún Umán, en la frontera con México, los niños, niñas y adolescentes pasan a manos de la PGN. Esta, a su vez, los pone a disposición de la Secretaría de Bienestar Social (SBS). Entre las dos instituciones disponen de casas-hogar donde son alojados hasta que encuentran a algún familiar.

“En los casos que los padres que están en EU, se busca un recurso familiar idóneo y si no quedan bajo el cuidado de las instituciones”, dijo.

Gretchen Kuhner, directora general de Imumi (Instituto para las Mujeres en Migración), consideró que este procedimiento se salta la ley. Recordó que el proceso migratorio con un menor de edad obliga a acudir al DIF y este debe realizar una evaluación sobre su interés superior, “tomando en cuenta sus opiniones, la situación completa y dónde están los familiares más cercanos”. A partir de ahí se elabora el plan de restitución, que puede ir desde la regularización en México hasta la deportación para ser reunificado con su familia.

Leija Cruz aseguró que se realizaron los 197 planes de restitución entre la noche del viernes y la noche del sábado, cuando los primeros menores fueron expulsados a Tapachula. Señaló que, habitualmente, los menores que son atrapados en Tamaulipas son llevados a los Centros de Atención a Menores Fronterizos (Camef), pero que ante el gran volumen de personas se tuvo que recurrir a las instalaciones de Seguridad Pública.

En el operativo del jueves fueron detenidos 652 migrantes, de los que 197 eran niños, niñas y adolescentes. Por países, la mayoría eran guatemaltecos (564), seguidos de hondureños (39), nicaragüenses (28), salvadoreños (20), y un belicense. La captura coincidió con la visita a México del secretario de Estado de EU, Anthony Blinken, y otros altos cargos de la administración de Joe Biden, quienes se desplazaron al país para firmar el Acuerdo Bicentenario en materia de seguridad, que sustituye a la Iniciativa Mérida. Oficiales de ambos gobiernos aseguraron que la migración no estuvo esta vez en la mesa de discusión.

Con información de Animal Político

COMPARTE ESTA NOTICIA

Newsletter

Suscríbete y recibe las noticias del día antes que nadie