Sube 6 lugares en Índice de Percepción de Corrupción, pero es el peor evaluado de la OCDE. Foto: Tomada de Internet
Sube 6 lugares en Índice de Percepción de Corrupción, pero es el peor evaluado de la OCDE

Una buena y una mala. México mejoró dos puntos en la edición 2020 del Índice de Percepción de la Corrupción (IPC), elaborado por la organización Transparencia Internacional, al pasar de tener una calificación de 29 en 2019 a 31 en el último año y subir seis lugares en el ranking, pero aún es el peor evaluado entre los integrantes de la OCDE.

De acuerdo con dicho índice, pasó de ocupar la posición 130 en la que estaba en 2019, entre los 180 países evaluados, a la 124 en 2020, es decir, en términos relativos escaló seis lugares, con lo que se ubica a la par de naciones como Bolivia, Kenia, Kirguistán y Pakistán en materia de percepción de la corrupción.

No obstante los lugares ganados en el IPC, el reporte también indica que México sigue siendo el país peor evaluado entre los integrantes de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), al ubicarse en la posición 37 de 37 países que la integran.

Mientras que su evaluación global avanzó dos puntos con relación a un año anterior, ya que su calificación en el Índice de Percepción de Corrupción del 2020 contó con 31 puntos (donde 0 es la evaluación más baja y 100 la mejor evaluación posible). En el 2019, esta cifra se colocó en 29 puntos.

Lo anterior se traduce en que nuestro país se ha recuperado 14 lugares desde el 2018, año en que México se colocó en la posición número 138 de 180 países; sin embargo, aunque el avance es significativo, no se compara con los datos registrados en el 2015, cuando logró obtener su mejor calificación al posicionarse en el lugar 95 del ranking con 35 puntos.

En el IPC del 2020, los primeros lugares los ocupan Dinamarca y Nueva Zelanda, con 88 puntos, lo que los coloca en la posición uno; Finlandia, Singapur, Suecia y Suiza, con 85 puntos, que los pone en la posición dos. En los últimos lugares están Sudán del Sur y Somalia, con 12 puntos cada uno.

En un análisis de los datos, Transparencia Mexicana, que es la representante de Transparencia Internacional en México, aseguró que pese a la recuperación de las posiciones en el ranking, las estadísticas para México reflejan que el país aún no recupera su mejor evaluación histórica, que fue de 35 puntos en el año 2014.

“Tema delicado en el caso mexicano es la falta de sanciones a los casos y redes de corrupción que ya son del conocimiento de la opinión pública tras ser revelados por periodistas de investigación”, explicó en un comunicado.

Recordó, por ejemplo, en 2020, Transparencia Internacional informó que de 2016 a 2019 ninguno de los casos de corrupción transnacional, que involucran empresas y funcionarios mexicanos, fue sancionado en México.

“El riesgo de impunidad, tras conocerse estos casos y no haber identificado sanciones firmes por parte de las autoridades, sigue latente”, advirtió la organización.