Archivo
El recurso surtirá efectos de inmediato y sin necesidad de otorgar garantía alguna, sin que pueda modificarse o revocarse derivado de algún hecho superveniente

Monterrey, Nuevo León.- El gobernador de Nuevo León, Jaime Rodríguez Calderón consiguió que la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) le reiterara la prohibición de sanción de parte del Congreso local por el proceso que tiene pendiente.

Este viernes se dio a conocer que el Ministro de la Suprema Corte, Juan Luis González Alcántara concedió una suspensión de amparo similar a la que le concedió el ahora ex ministro Eduardo Medina Mora, quien benefició al ejecutivo estatal un par de horas antes de su renuncia a la SCJN.

El proceso sancionador que tiene pendiente el Bronco en el Congreso del estado es por haber empleado a más de 500 servidores del gobierno estatal para la recolección de firmas a su favor para avalar la candidatura independiente a la presidencia de la República.

El pasado 10 de octubre, el mandatario estatal amplió la controversia que presentó en contra del Legislativo estatal.

La Sala Especializada del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) ordenó al Congreso local la sanción en contra del mandatario estatal por los hechos enmarcados en sus aspiraciones presidenciales.

El fallo no impide que siga el proceso en contra del gobernador sin embargo no se puede aplicar la sanción, sin embargo el Congreso está en posibilidad de hacer una nueva reclamación al respecto.

Para que se pueda aplicar la sanción que se determine se tendría que resolver de fondo el medio de control constitucional.

Por su parte, el senador por Movimiento Ciudadano, Samuel García dijo que la nueva suspensión que consiguió el Bronco no lo beneficia ya que por el contrario libera al Congreso para que continúe con el procedimiento.

“Le salió contraproducente al Bronco su ampliación de controversia”, comentó.

Indicó que el ministro ponente resuelve negar la petición que pretendía paralizar todos los actos del Congreso  y resolvió que se abstenga de ejecutar el dictamen que en su caso apruebe.

“Así como cualquier medida provisional o sanción derivada de dicho procedimiento, hasta en tanto se resuelva”, puntualizó.