Las personas que no han sido contagiadas, también sufren por los estragos en su economía y sus relaciones personales. ESPECIAL
Inestabilidad emocional afecta la recuperación del enfermo, advierte la directora de la Facultad de Psicología

Este lunes en el marco de la inauguración del edificio de Posgrado y promoción del doctorado de la Facultad de Psicología de la Unidad Saltillo de la UAdeC, la directora de dicha Facultad, Karla Patricia Valadez, apuntó que durante la pandemia entre el 20 y el 30 por ciento de los pacientes COVID a los que han brindado atención psicológica, manifiestan secuelas psicológicas que complican su recuperación física.

Dentro del programa de atención que ha implementado la Facultad de Psicología, han detectado que los pacientes diagnosticados con COVID en ocasiones reportan síntomas de ansiedad durante el padecimiento, lo que dificulta que un respirador o los tratamientos actúen de manera efectiva en él o los pacientes.

“Hemos tenido cosas de personas que reportan síntomas de ansiedad y esto dificulta que un respirador funcione de la mejor manera, porque están en una constante agitación y tienen ciertas afectaciones fisiológicas, por eso es muy importante que cuando reciban el diagnóstico positivo tengan cierta estabilidad emocional para que pueden asimilar de manera correcta los tratamientos”, apuntó.

Es muy importante que cuando reciban el diagnóstico positivo, tengan cierta estabilidad emocional”.
Karla Patricia Valadez, directora de la Facultad de Psicología de la UAdeC.

Por otro lado, informó que en algunos casos otros de los efectos colaterales psicológicos del COVID es que han sentido rechazo por parte de la sociedad, hasta el grado de llegar a perder relaciones amorosas, amistades y profesionales “Cuando saben que tienen un positivo cerca o dentro de su círculo, hay rechazo porque temen contagiarse y esto es una manera también de discriminación que los afecta psicológica y emocionalmente en su recuperación”, añadió.

Finalmente, indicó que la pandemia no solamente ha tenido efectos colaterales en pacientes diagnosticados con COVID, sino también en aquellos que están en el entorno de algún positivo o bien en la población general, debido a los cambios drásticos que se vivieron de manera social, económica personal y pública.